Problemática de clubs deportivos

Español

En las inspecciones realizadas por el Ministerio de Trabajo desde abril de 2012 a clubes deportivos, se detectaron numerosas irregularidades que generaron sanciones de entre 600.000 y 1,2 millones de euros. Las faltas más frecuentes: sueldos no cotizados de jugadores y entrenadores sin asegurar. Estas sanciones ponen en peligro la continuidad de muchos clubes deportivos que no pueden pagar las multas y, en consecuencia, ponen en peligro el tejido deportivo catalán.

El caso de los clubes deportivos no es único. Muchas entidades sin ánimo de lucro que también desarrollan actividades deportivas o lúdicas se mantienen en situación irregular al respecto de sus obligaciones contables, fiscales y laborales de sus voluntarios y trabajadores. Por estos motivos, tras una hipotética inspección de trabajo, muchas de estas entidades se verían abocadas al cierre.

Debe tenerse en cuenta que dentro del colectivo de personas que se consideran sujetas a una relación laboral con los clubes y entidades deportivas y que, por tanto, deben estar dadas de alta y cotizar, se encuentran tanto los mismos deportistas que reciben una remuneración por su participación, como los entrenadores, preparadores físicos, monitores y similares, así como recepcionistas, personal administrativo, de mantenimiento, etc., que presten servicios laborales a la entidad. Solo quedan excluídos aquellos casos en que únicamente se reciban cantidades en concepto de "compensación de gastos" debidamente justificados, que se puedan clasificar como relaciones de amistad y/o beneficiencia.

Cal tenir en compte que dintre del col·lectiu de persones que es consideren subjectes a una relació laboral amb els clubs i entitats esportives i que, per tant, han d’estar donades d’alta i cotitzar, es troben tant els mateixos esportistes que reben una remuneració per la seva participació, com els entrenadors, preparadors físics, monitors i similars, així com altre personal, com els recepcionistes, personal administratiu, de manteniment i similars, que presten serveis laborals a l’entitat. Només queden exclosos aquells casos en que únicament es rebin quantitats en concepte de “rescabalament de despeses” degudament justificades, que es pugui enquadrar com a relacions d’amistat i/o benevolència.